Conflicto laboral en Brüning: suspendieron a 12 operarios Imprimir E-mail

La protesta alcanzó su máximo nivel este miércoles cuando 37 operarios molineros sumaron al cese de actividades que venían realizando una ruidosa protesta callejera, con manifestación y concentración frente a los accesos a la planta industrial.

 

Se viven días agitados y cargados de incentidumbre en el sector molinero de la firma Brüning. Luego de más de un mes de idas y vueltas entre el gremio molinero y la patronal, por las nuevas condiciones de trabajo que quiere imponer la empresa, aduciendo falta de materia prima para moler, las protestas de los trabajadores alcanzaron su máxima expresión.

En la madrugada del miércoles 12 de marzo, operarios molineros del Molino Brüning de San Jorge, decidieron profundizar la protesta que llevan a cabo desde la semana pasada, con una movilización y concentración frente al establecimiento industrial, además de continuar con el cese de actividades que vienen llevando a cabo. Las medidas de fuerza surgieron a raíz de la suspensión de 12 operarios, 8 de los cuales forman parte de la comisión directiva del sindicato que los agrupa, la Unión Obrera Molinera Argentina, seccional San Jorge.

El conflicto, que se inició a principios de febrero, y que contó con la intervención de oficio del Ministerio de Trabajo de la provincia a través de la Secretaría de Trabajo local, no ha podido llegar a buen puerto a pesar de todas las instancias conciliatorias que se realizaron entre las partes. Según pudo saberse, la empresa insiste en querer cambiar las tareas normales y habituales de los operarios de molinería aduciendo la falta de trigo para moler (muelen solo 2 días a la semana). Por su parte, el gremio molinero sostiene que no es resposabilidad de ellos la falta de trigo para moler, "ya que oportunamente, la empresa no hizo las compras correspondientes", y se niega a aceptar los cambios propuestos. Sostienen los trabajadores que la empresa pretende encuadrarlos en otro tipo de actividad, lo que podría acarrear pérdidas importantes para sus ingresos.

Ante esta situación, el gremio a nivel de la dirigencia nacional ofreció conseguir trigo para moler "a fasón" (por cuenta de terceros) para completar más días de trabajo en la semana, iniciativa que según indicaron los dirigentes gremiales fue rechazada por la empresa.

Eduardo Ambort, secretario adjunto de la UOMA San Jorge, sostuvo que en horas del mediodía estaban citadas las partes en la Secretaría de Trabajo para encauzar el conflicto y que posteriormente la dirigencia gremial junto a los trabajadores reunidos en asamblea iban a decidir los pasos a seguir.

Quema de cubiertas, bombas de estruendo y el sonar de redoblantes fueron parte de la ruidosa manifestación que se extendió hasta pasado el mediodía con la participación de todos empleados molineros de Molino Brüning.

 

 

No tiene permisos para anadir comentarios. Debe registrarse previamente como usuario del sitio.

Banner